Una comida, la mejor actividad familiar

A lo largo del año hay varias fiestas que tienen un marcado carácter familiar para todas las familias y que se suelen celebrar con una comida familiar, como es el caso de las navidades, la celebración de los cumpleaños, los santos…, pero comidas familiares son también las que realizamos cada día. Hay una célebre frase que dice: “Comer juntos en familia es beneficioso en más de una forma”, y tiene mucha razón porque compartir la mesa con nuestros seres más queridos nos aporta muchísimos beneficios, por ejemplo, a nivel emocional podemos destacar:

  • Favorece la unión familiar. Es un momento idóneo para estar todos juntos, los niños se sienten seguros, queridos y protegidos, es un buen momento para hablar entre los miembros de la familia, para expresar las emociones, dar a conocer las novedades y poder comentarlas o felicitar, si es el caso, a algún miembro de la unidad familiar que se deba. 
  • Produce relajación y satisfacción. La comida además de cumplir la necesidad básica alimentaria, también nos aporta unos momentos de satisfacción, relajación y un tiempo de calidad. 
  • Aporta salud emocional. La familia aporta seguridad, nos da sentido de pertenencia a un clan, algo que los adolescentes necesitan, por ello los expertos aseguran que comer en familia evita muchas conductas de riesgo, se relaciona con un menor consumo de sustancias adictivas en los jóvenes, disminuye el riesgo de que los hijos se unan a malas compañías y caigan atrapados en algún tipo de adicción. 
  • Favorece la comunicación. Alrededor de un buen plato de comida es un buen momento para ver y escuchar los distintos puntos de vista que pueden surgir en el seno de los miembros de una familia sobre un tema en concreto, también es el lugar idóneo para la típica pregunta: ¿Cómo te fue en el colegio?, ¿en la oficina?, lo que abre un amplio intercambio de opiniones y pareceres. 
  • Ayuda al aprendizaje de los más pequeños. Puesto que pueden participar en las conversaciones de sus padres y de los demás adultos.
  • Favorece el amor fraternal. Cuando los hijos mayores ya se han ido de la casa paterna familiar, porque han adquirido una independencia económica, porque han iniciado una nueva familia, etc. A veces ocurre que, por falta de tiempo, por trabajo o por simple comodidad, no disponemos de unas horas para estar con la familia. Por ello los padres deben insistir y organizar de vez en cuando una juntanza o comida familiar, ya que es el mejor momento para que los hermanos sigan manteniendo su contacto y no caigan en la apatía o falta de interés. En este sentido, cuando tenemos que hacer grandes comilonas, muchas veces no sabemos que cocinar, sin embargo, Paellas gigantes Rossini es la mejor solución para este dilema, dado que se dedican profesionalmente a elaborar paellas gigantes, paellas gourmet y menús con paellas gigantes, en las que reúnen todo el sabor de los guisos y arroces de la cocina tradicional, tanto para grandes como para pequeños eventos.  

A nivel educacional o alimentario, también podemos destacar los siguientes beneficios de comer acompañado:

  • Ahorro económico. Está comprobado que se gasta menos dinero cuando se come en grupo que en comidas individuales o ir a un restaurante, etc. 
  • Mejora la calidad de la dieta. Comer en familia asegura a los padres que sus hijos coman una dieta sana y equilibrada, evitando el consumo de la denominada “comida basura”.
  • Establece un horario. A veces por trabajo es difícil hacer cuadrar los horarios de los padres con los hijos, pero es importante intentarlo y mantener un horario fijo.
  • Crea buenos hábitos. Los niños, ya sea por imitación o por corrección de sus padres, aprenden unos buenos modales a la hora de comer en la mesa. Pedir por favor que nos pasen el pan, dar las gracias por ello, esperar nuestro turno para hablar, colaborar en las tareas domésticas, etc. son un pequeño ejemplo de algunas de cosas que se aprenden al comer en familia. 

Consejos de estilo de vida saludable

La Sociedad Española de Nutrición Comunitaria (SENC) ha elaborado una nueva Guía de alimentación y Pirámide nutricional, en la que como principal novedad con respecto a la anterior se encuentran en su base los consejos de estilo de vida saludable:

  • Actividad física. Caminar unos 10.000 pasos al día o realizar una hora de ejercicio, es un buen referente. 
  • Equilibrio emocional. Nuestro estado de ánimo condiciona las necesidades alimentarias.
  • Balance energético. Es importante mantener un equilibrio entre lo que comemos y lo que gastamos.
  • Técnicas culinarias saludables. La cocción al vapor, a la plancha, al horno o hervidos siempre es preferible a la fritura.
  • Beber agua. Se aconseja beber entre 4 y 6 vasos al día de agua, como mínimo y completar con otros líquidos hasta alcanzar los 2 litros en mujeres y los 2,5 l. en hombres.

Escápate por Extremadura como hizo el Emperador Carlos V

De todas las comunidades autónomas de España, una de las más desconocidas es la de Extremadura y lo cierto es que no entendemos por qué, puesto que goza de paisajes y enclaves de valor incalculable que nos sirven para llevar a cabo un bonito fin de semana o una escapada larga de desconexión. Extremadura cuenta, en sus dos provincias, Cáceres y Badajoz con zonas repletas de historia que nos harán transportarnos hasta otras épocas, así como también conseguirá que nos quedemos pasmados durante el camino con sus gentes, sus tradiciones y, por supuesto, su cuidada gastronomía. Es por ello por lo que os queremos proponer un itinerario curioso, una ruta plagada de historia para que la llevéis a cabo con vuestra familia o amigos y disfrutéis de unas zonas únicas que os harán olvidar por completo la rutina del día a día. En concreto, esta ruta cuenta con más de 500 años de historia, por lo que podéis aprovechar para leer un poco al respecto antes de iniciar el camino y así, además de aprender vosotros mismos historia, también se la podéis transmitir a los más jóvenes, en el caso de que os acompañen en esta aventura. 

El Valle del Jerte y más concretamente la conocida como Ruta de Carlos V, fue el camino que siguió este hasta su última morada. El Emperador Carlos V, cansado de su larga travesía desde Laredo, decidió hacer el recorrido más corto entre Tornavacas y Jarandilla, en lugar de la ruta prevista que le llevaría por Plasencia. El monarca fue llevado en silla de manos y en ocasiones a cuestas por lugareños acostumbrados a recorrer estos senderos escarpados a través de lo que ahora se conoce como Puerto de las Yeguas, que une las comarcas del Jerte y de la Vera.

La ruta comienza en Tornavacas, localidad situada en la cabecera del Valle del Jerte, y nos dirige hacia la Ermita del Cristo del Humilladero, donde giramos a la izquierda y continuamos siempre en paralelo al río Jerte por un camino señalizado que pasa a través de un bosque de robles y castaños. Tras un par de horas de caminata llegamos al Collado de las Losas, donde cruzamos la pista para seguir rectos y comenzamos el descenso que nos llevará hasta el Puente de Carlos V (Puente Nuevo). El camino cruza la Garganta de la Serrá, que más abajo formará la Garganta de los Infiernos.

Desde el Puente Nuevo retomamos el camino enlosado para comenzar la subida. La fuente de Roblehermoso nos sirve de referencia para seguir hacia la izquierda en la bifurcación del camino, con destino al Collado de la Encinilla, a unos 1.590 metros sobre el nivel del mar. Si todo va bien, a estas alturas llevaremos ya unas 4 horas caminando y llegaremos a lo alto del collado, desde donde podemos ver nuestro siguiente punto de destino: el Puerto de las Yeguas. Nos adentraremos en la Garganta del Collado de las Yeguas y subiremos hasta alcanzar un altiplano situado en la parte superior. Cruzaremos la garganta a través de una pasarela y llegaremos en pocos minutos al Puerto de las Yeguas, a unos 1.480 metros de altura. El lugar perfecto para contemplar la Comarca de la Vera, aunque bien es cierto que esta ruta podría mejorar en caso de contar con alguien experto en el lugar, por lo que si vosotros, al igual que a nosotros, os gusta la historia, el turismo activo y rural y sobre todo desconectar y pasarlo bien, nosotros os recomendamos que os pongáis en contacto con Naturaccion, dado que ellos son expertos en este tipo de actividades y seguro que os servirá para hacer de las jornadas de desconexión, algo mucho más lúdico y activo, además de que contaréis con la garantía de su experiencia para no perderos y disfrutar del entorno.

Si seguimos el itinerario, hemos superado ya el ecuador de la ruta y ahora nos queda la bajada hacia Jarandilla. Por lo que comenzamos el descenso que nos llevará en primer lugar a la Garganta del Yedrón. Un lugar verdaderamente paradisíaco. Y si seguimos la ladera, atravesaremos un bosque de robles y castaños y cruzaremos la carretera de Guijo de Santa Bárbara a Jarandilla. Avanzamos unos metros a la izquierda y encontramos la el camino a la derecha que nos lleva hasta el Puente de Palo, que cruza la Garganta de Jaranda. Solo unos pocos metros más allá ya se verán las primeras casas de Jarandilla, por lo que habremos llegado al final de nuestra ruta.

El pasado romano de Mérida

Más allá de esta ruta que os planteamos, Extremadura tiene mucho más que visitar y prueba de ello es el teatro romano de Mérida, un teatro histórico levantado por la Antigua Roma en la colonia Augusta Emerita, actual Mérida (España). Su creación fue promovida por el cónsul Marco Vipsanio Agripa y, según una fecha inscrita en el propio teatro, su inauguración se produjo hacia los años 16-15 a. C. En la actualidad, ​el teatro es Patrimonio de la Humanidad desde 1993 como parte del conjunto arqueológico de Mérida.

Badajoz sin niños

Aunque vivo en Madrid, este fin de semana me desplacé con mi familia a Badajoz a la celebración de la boda de una íntima amiga de la infancia. La organización de la boda fue estupenda con todo tipo de detalles por parte de los novios, incluso habían pensado en gente como nosotros que acudíamos con niños y para que todos pudiéramos disfrutar de la celebración y no estar pendiente de los pequeños contrataron un servicio de animación infantil. Al preguntarle por él, por como se les había ocurrido la idea, me dijo que allí era muy habitual y que siempre llamaban a El Unicornio, puesto que son los mejores, según me dijo ella, y prestan sus servicios por toda Extremadura para ofrecer unas animaciones dinámicas, divertidas y creativas, en las que todas las actividades son creadas y realizadas por un equipo de profesionales, adaptándose a los distintos tramos de edades y enfocando las actividades de diversas maneras según la edad y el espacio físico donde se desarrollen.

Por ello, como Badajoz es una ciudad en la que nunca había estado y, en esta ocasión, tenía la mejor disculpa para aprovechar unos días de vacaciones para acudir a la boda y prolongar la estancia, lo hice y sumé al viaje un par de días más para conocer y disfrutar esta encantadora e histórica ciudad fronteriza con Portugal, nuestro país vecino. Por ello, ya pasada la boda, volví a contactar con la empresa que ella me había recomendado y dejamos a los pequeños divirtiéndose mientras nosotros optamos por hacer turismo por Badajoz. Su gran importancia geoestratégica y fronteriza hace que fuese una plaza fuerte y amurallada que conserva multitud de edificaciones declaradas Bien de Interés Cultural, entre los que podemos destacar los siguientes:

  • Alcazaba. Forma parte de las grandes construcciones almohades de Extremadura que los musulmanes construyeron para frenar a los cristianos del norte. Se levanta sobre el Cerro de la Muela, controlando el paso de la Meseta hacia Andalucía y Portugal. La alcazaba era el sector donde residían los gobernantes de la ciudad y tenía su propio recinto amurallado. Se considera una de las mayores de Europa y de las más grandes del mundo en cuanto a extensión se refiere. Dentro del recinto de la Alcazaba se encuentra el Palacio de los Condes de la Roca, construido entre 1387 y 1410, una residencia señorial renacentista con rasgos medievales y mudéjares, actualmente acoge el Museo Arqueológico. 
  • Torre de la Atalaya o de Espantaperros. Es la más monumental y destacada de las torres albarranas que forman parte de la Alcazaba, constituyendo una imagen emblemática de la ciudad. Su planta es octogonal y nos recuerda a la Torre del Oro de Sevilla a la que sirvió de modelo, si bien es de mayores proporciones.  
  • La muralla, conocida como la fortificación Vaubán o abaluartada, fue construida en el siglo XVII, para defenderse de los numerosos asedios que provocó la separación de Portugal de la Corona Española. Se considera que el perímetro amurallado de Badajoz es el más largo de España.     
  • Puerta de Palmas. Es un símbolo de la ciudad. Situada frente al Puente de Palmas, ha sido una de las monumentales puertas que formaban parte de la muralla. Su construcción data de 1551 con un estilo renacentista, está franqueada por dos torreones cilíndricos que sirvieron de prisión real hasta finales del siglo XIX.
  • Plaza Alta. Es una plaza de estilo renacentista, abierta y con portales de arcos de ladrillo y piedra, que se supone se debió construir sobre las antiguas viviendas musulmanas adosadas a la Alcazaba. La configuración del aspecto que actualmente ofrece se inició sobre el año 1458 con el fin de acoger mercados, espectáculos…, de las actividades allí desarrolladas hay constancia de la celebración de carreras de caballos, autos sacramentales, representaciones teatrales, ejecuciones, etc.
  • Edificio La Giralda. Su construcción data del año 1935, siendo una réplica a escala de La Giralda de Sevilla, ha sido construida con una arquitectura neoárabe con mezcla de azulejos, forja, cerámica, etc.  
  • La Catedral. Levantada por mandato del Rey Alfonso X El Sabio en el siglo XIII, está dedicada a San Juan Bautista. Debido a la situación fronteriza de la ciudad esta catedral posee fuertes muros y almenas que nos recuerdan una fortaleza. En su interior cabe reseñar el Coro de estilo plateresco obra de Jerónimo de Valencia, discípulo de Berruguete, o la Rejería de forja de finales del siglo XVII que sigue los modelos del Alentejo portugués. 

La relación entre Badajoz y la ornitología

La ciudad de Badajoz también presenta un importante atractivo turístico para los amantes de la ornitología, puesto que es un importante enclave natural y ornitológico, siendo la única Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) urbana de nuestro país donde se pueden contemplar desde aves rapaces, hasta aves esteparias, de color o aves acuáticas.