Las claves en la última tendencia en decoración minimal.

Decorar nuestra casa es la parte más entretenida de construir nuestro hogar, pues con ella hacemos por fin una vivienda a nuestro gusto que refleje nuestra personalidad. Siempre hemos soñado con algunas ideas de decoración que harían de nuestra casa un espacio acogedor donde nuestros invitados alabarían nuestro buen gusto y la comodidad que sienten cuando se encuentran en ella, y donde nuestra familia crecería y aportaría también algunos cambios que construirían recuerdos y que harán de una casa el feliz hogar de su infancia.

Cuando por fin conseguimos independizarnos para construir nuestro propio hogar y nuestra propia familia, lo primero que consideraremos al alquilar o comprar una casa es si cubre nuestras necesidades de espacio y de localización geográfica en primer lugar y, en segundo, si la vivienda es lo suficientemente luminosa o si cumple con nuestras expectativas en cuanto a elementos adicionales como plaza de garaje, piscina o trastero. Una vez hemos escogido la que será nuestra futura casa, es hora de convertirla en nuestro hogar, trasladando nuestras cosas en la mudanza pero también decorando con muebles y accesorios.

Para esta última tarea, es importante, si queremos hacer de nuestro hogar un lugar agradable y acogedor que invite a la paz y al descanso, priorizar e invertir gran parte de nuestro presupuesto en muebles como el sofá o en otros elementos como la cama y el colchón, atendiendo más a la calidad de los materiales que a su diseño. En segundo lugar, habremos de reflexionar detenidamente acerca de la temática de decoración que escogeremos para las estancias de la casa. Es importante visitar varias tiendas y leer revistas de decoración como puede ser la revista ELLE, o visitar algunos blogs antes de empezar a comprar, pues lo último que nos gustaría sería tener una casa con muchas cosas, muy recargada y que nada tuviese que ver entre sí. Normalmente, por miedo a no saber escoger adecuadamente, pedimos consejo a nuestros familiares y amigos, lo que es totalmente comprensible, sin embargo y como comprobarán o ya habrán comprobado, es muy inusual que dos personas coincidan y otra tenga el mismo gusto que nosotros, por ello y aunque siempre es bueno recibir consejos, debe prevalecer siempre nuestra opinión dado que seremos nosotros quienes vivamos en esta casa por mucho tiempo.

Como decía más arriba, a la hora de decorar nuestra vivienda habremos de visitar tiendas, consultar revistas y blogs para decidir la temática que recibirá la decoración de las estancias de nuestro hogar. A día de hoy, son varias las temáticas entre las que podemos escoger sin miedo a equivocarnos y que son tendencia además de las que son tradicionales y que nunca pasarán de moda por su elegancia y su fácil combinación de gama de colores. Entre estas últimas se encuentra el llamado estilo colonial que consiste en la combinación de muebles de madera con beige y otros colores tierra pero siempre en tonos claros o pastel.

Otro estilo tradicional es el de conservar las paredes en blanco con pocos cuadros y decorar con muebles en tonos neutros como es el gris o sus derivados y luego añadir algunas notas de color en los objetos como cojines, el mantel o la alfombra. En cuanto a las tendencias en decoración existen, en mi opinión, dos tipos: algunas más arriesgadas que puede que pronto pasen de moda, u otras que serán apuesta segura. Algunas tendencias de tipo arriesgado es por ejemplo la llamada “fiebre del oro” que consiste en añadir tanto muebles como elementos decorativos en tono dorado, lo que en mi opinión, resulta demasiado ostentoso y al final, poco sofisticado; en esta línea encontramos también la que aconseja revestir las paredes con papel pintado de mosaicos y estampados, produciendo un efecto de decoración excesiva si también deseamos añadir, por ejemplo, cuadros a nuestras paredes.

LA DECORACIÓN MINIMAL SIEMPRE ES UN ACIERTO Y NUNCA PASARÁ DE MODA

Hablemos ahora de las tendencias en decoración con las que no podemos fallar, pues nunca pasarán de moda y siempre podremos añadir algunos elementos a nuestro hogar sin que resulte ostentoso ni recargado a la vista. Se trata de las tendencias llamadas minimal o de “menos es más” que consisten en pintar las paredes de un tono blanco como puede ser el crudo, añadir muebles del mismo tono y luego basar la decoración en elementos de tonos pastel en cojines, manteles y alfombras, añadiendo además un color mostaza en los detalles y, como remate final, el objeto decorativo que aparecerá en algunos rincones de nuestra casa serán las plantas en tonos verdes, sin flores.

Este tipo de estilo ha recibido el nombre de botánico y es tendencia número uno desde hace un año puesto que, además de adaptarse a todos los gustos, se adapta también a todos los bolsillos, puesto que permite invertir menos en los muebles como la mesa del salón y las sillas para dar más relevancia a los detalles. Como decía, los muebles principales han de ser en tonos blancos o beige claro, pues así habrá dos elementos que destacarán sobre el conjunto: el verde de las plantas y las cortinas de las habitaciones.

Normalmente, compramos unas cortinas atendiendo al diseño y al color que encaje en el conjunto de la estancia sin percatarnos de que lo más bonito de las cortinas es el color de la luz que penetra a través de ellas en cada estancia. De esta manera, si colocamos cortinas en un tono mostaza o amarillo, la luz que entrará a través de ellas será cálida y acogedora, si es rosa, nos recordará siempre a la luz de un atardecer y si es azul, a un cálido día de primavera. Para la correcta elección de las cortinas, es importante acudir a un lugar en el que nos puedan asesorar en cuanto a los diferentes tipos de cortinas y toldos que podríamos tener a nuestra disposición. En Barcelona, ya existen algunas empresas como Toldos Clot que se acercan a su domicilio para tomar las medidas, asesorar e instalar las cortinas y toldos que mejor se adapten a sus necesidades. Esta compañía cuenta con la garantía de llevar en el mercado desde hace más de treinta años y de estar siempre atentos a las últimas tendencias, por lo que podemos confiar en que nos asesorarán sea cual sea el estilo de decoración por el que finalmente nos decidamos.

La cerámica, uno de los mejores materiales para decorar

Las modas vienen y van, de forma recurrente cada pocos años y ahora la cerámica vuelve y pisando más fuerte que nunca. Hace tiempo que este material se usaba en la decoración de locales o en esas cocinas que todos recordamos, en casa de nuestros abuelos, un lugar donde predominaban los tonos amarillentos y que nunca terminaban de convencernos. A día de hoy ha pasado de ser algo antiguo a una de las tendencias más buscadas a la hora de decorar interiores, ya que es un material natural muy versátil y camaleónico, y es que usando una infinita gama de colores y dependiendo de la técnica con la que se trabaje, pueden llegar a crearse auténticas obras de arte de diferentes formas que se adaptan a cualquier estilo: desde el más romántico al industrial. 

Hay tantas posibilidades de decoración y revestimiento con cerámica, creando ambientes sofisticados y originales, que esta abandona nuestras cocinas y baños para colarse por toda la casa, ya bien sea en paredes, en suelos, algunos techos o incluso en el lugar de trabajo. Estos revestimientos pueden presentarse en tres formatos: azulejo, gres o barro cocido. Los azulejos están cubiertos por un esmalte brillante y son ideales para cubrir paredes o hacer frisos. El gres es mucho más resistente y por eso es ideal para suelos donde hay mucho movimiento. Y el barro cocido también tiene una alta resistencia pero se recomienda para suelos en entornos más rústicos. Así, la cerámica siempre será una buena opción, puesto que es higiénica, duradera, de fácil limpieza y mantenimiento, sostenible y no acumula ácaros, ya que también es antialérgica. Por ello, por todas estas características, la cerámica es una buena opción a largo plazo para decorar la casa. Así, si vosotros estáis pensando, al igual que nosotros, en volver a darle protagonismo a la cerámica en vuestro domicilio, nosotros os recomendamos que optéis por acudir a la web de Cerámica a mano alzada y es que ellos son expertos en este material y lo conocen de primera mano, por lo que siempre nos podrán aconsejar sobre que tonos o que dibujos debemos de coger a la hora de optar por la mejor cerámica. 

¿Dónde podemos colocar la cerámica y de qué tipo?

  • Objetos decorando la pared, seguro que cientos de veces habrás visto platos de cerámica colgados y es que se pueden adaptar a todas las formas y colores por lo que resulta un adorno perfecto. No pueden faltar si queremos una decoración de lo más rustica. 
  • Muchas veces no nos decidimos por un solo azulejo, y… ¿por qué tenemos que escoger uno? Puedes crear un espacio perfecto en la pared optando por azulejos de diferentes estampados. Esto creara en tu hogar un ambiente de lo más nórdico armonizando con sus colores suaves pastel o los más básicos. Unos jarrones redondeados pueden añadir calidez al entorno.
  • En el dormitorio, ¿quién quiere un cabecero teniendo un espectacular panel de azulejos? Lo ideal sería optar por piezas grandes con tonos apagados pero estampados muy vivos y así conseguir impresionar pero sin romper la armonía de la habitación.
  • Los adornos, vas a querer tenerlos por toda la casa. Un jarrón en el recibidor, baño, salón o dormitorio; un vaso para los cepillos de dientes a juego con la jabonera; como parte de la vajilla de tu cocina…. 
  • En un entorno rústico usaremos colores neutros, verdes, naranjas y ocres. Platos, boles y vasijas en las estanterías sería una buena opción. 
  • Para crear una autentica mesa clásica no puede faltar la porcelana que es la forma más delicada de presentar la cerámica. Una vajilla en tonos blancos o beis con cuidadosos dibujos vestirá la mejor de las mesas. Siempre será una buena aliada en los diseños más clásicos.
  • Sin duda en los diseños minimalistas e interiores industriales una buena cerámica da un toque de vida a la vez que crea un entorno acogedor lugares de ladrillo e hormigón. 
  • Si lo que queremos es un estilo un poco más retro siempre podemos buscar elementos cerámicos con colores vivos que encajen en el ambiente que queremos crear.
  • Y por supuesto podemos usarla en el exterior, las macetas de cerámica vestirán todos los tiestos aportándoles elegancia y mayor visibilidad a las plantas que deseas lucir en tu terraza o jardín. 

La cerámica al servicio de la automoción

Más allá de la decoración, la cerámica también tiene otros usos y, uno de los más curiosos, se encuentra en la automoción, puesto que los vehículos de competición, los que requieren materiales especiales para poder rendir al máximo, una de sus partes clave es la cerámica. Así, podemos ver coches de rally, Fórmula 1 o vehículos de circuito carrozados con frenos cerámicos, puesto que sus prestaciones son mucho mayores que las de unos frenos convencionales. Además, en los últimos tiempos también se ha extendido su uso a vehículos de alta gama fabricados en serie. 

Organiza y encuentra

¿No os ha pasado nunca que a veces olvidamos que tenemos algo y solo lo recordamos, y nos llevamos una alegría, cuando aparece por casualidad? En mi casa eso pasa a menudo. Compramos cosas que se necesitan, se usan y se guardan, pero luego nunca jamás vuelven a aparecer y olvidamos incluso que las compramos, sobre todo cuando hablamos de ropa. A mí me ha pasado un par de veces, pero la gota que colmó el vaso fue cuando creía tener a mano un vestido perfecto para la boda de un familiar y no apareció a tiempo, ni ese vestido, ni el traje de chaqueta de mi hijo.

En los armarios de muchas familias el interior es un “Tutum revolutum”, sobre todo si hablamos de armarios en habitaciones juveniles o infantiles. Los adolescentes, y muchas veces los adultos también, para sacar una prenda mueven cinco más y luego las dejan tal cual se quedan en el cajón, o la leja, consiguiendo así que en pocos días, un armario ordenado pase a convertirse en el escenario de una batalla campal. Debido a esto, hace un par de meses cogí a mi marido y a mis dos hijos, los senté en el salón y les dije, claramente, lo que íbamos a hacer para ordenar los armarios y las consecuencias que iban a haber si un día aparecían desordenados.

Sinceramente pensé que mis amenazas iban a durar menos que un chupachup en la puerta de un colegio pero no dejo de sorprenderme cuando, a día de hoy, los armarios siguen impolutos. ¿Y cuál puede ser el motivo de esto? Pues la inversión.

Es simple, no podemos pedirle a unos niños, ni a nosotros mismos, que mantengan ordenados unos armarios en los que no cabe toda la ropa que tienen, y en los que no hay casi cajones para ordenarla, ni baldas. La mayoría de armarios tienen un déficit de espacios interiores para ordenar la ropa y esto provoca que, si ya de por sí este mueble corre peligro de acabar con todo su interior hecho una bola enorme de telas, la situación acabe siendo catastrófica en cuestión de horas.

Nuestra inversión consistió en contratar la fabricación e instalación de este tipo de armarios empotrados a medida, de Armarios Sidón, para los que solicitamos interiores de armarios totalmente meditados para cubrir nuestras necesidades. Pero ¿qué debemos tener en cuenta para diseñar ese interior de armario?

  1. Piensa en el interior antes de encargarlo: no tengas prisa, no es necesario. Piensa en aprovechar el espacio al máximo así que si lo que más usas son pantalones, piensa en cómo quieres guardarlos, ¿los quieres colgar poniendo una percha especial para pantalones? ¿Prefieres doblarlos en un cajón? ¿Y si lo que más tienes son camisetas, las querrás en cajón o en un estante? Yo lo que hice es hacer un diseño en función de lo que tenemos que guardar, básicamente.
  2. Sé práctica: por muchos cajones que queramos poner, si no tenemos espacio donde ponerlos, es mejor que te olvides. Te en cuenta que llenar un armario de lejas, o de cajones que luego te van a resultar incómodos de abrir porque no tienes espacio para moverte es un error. Piensa en el tipo de puertas que va a llevar, si son correderas no podrás abrir cajones de armario completo porque chocarán, tendrás que hacer cajones del ancho de una puerta.
  3. Piensa en las barras: si tienes muchos vestidos largos necesitarás que en el espacio en el que se instale la barra no haya nada en la parte inferior del armario o, de lo contrario, acabarás arrugando todos los bajos de vestidos. Por el contrario, si tus vestidos son cortos, o no usas, podrás poner una barra alta y cajones o baldas a partir de la mitad del armario para ganar más espacio aún.
  4. ¿Ponemos zapatero?: antes de nada debes valorar, por muy mal que suene, si tus zapatos o zapatillas huelen. Piensa que si tienes un olor fuerte sudor, tu calzado acabará oliendo “a pies”, como suele decirse, así que o tienes un spray de esos milagrosos que quita olores o tal vez es mejor no poner zapatero dentro del armario para evitar que se te atufe la ropa.
  5. Almacenaje superior: la mayoría de nosotros no solemos llegar a los altillos de los armarios pero no por eso debemos dejar de utilizarlos. Lo mejor es encargar armarios con altillos con vista a utilizarlos para guardar la ropa fuera de temporada o las mantas de la casa, así solo tendrás que subir a la escalera una vez o dos al año pero, a cambio, tendrás un gran espacio de almacenaje extra.

Comprobarás que, una vez tengas un armario en condiciones, ordenador y mantenerlo así será mucho más fácil que antes, o al menos en mi casa así ha sido. No obstante, las grandes superficies y tiendas de muebles suelen dar muy buenos consejos online para que tengas ideas de dónde sacar un buen diseño. En La Escuela de la Decoración aconsejan buscar accesorios de interior de armario para tener mayores divisiones y clasificar mejor tu ropa, usar bolsas de almacenaje para proteger aquello que no te pones a diario de la suciedad y la luz que pueda incidir en el armario y descolorear las prendas. Usar una cómoda, además del armario, para obtener mayor espacio de cajones, incluso recomiendan poner estanterías ajustables en tu armario que puedas modificar de altura en base a las necesidades de cada momento, lo cual me parece una fantástica idea que yo me arrepiento de no haber adoptado.

Y si tienes alguna idea más que aportar a nuestro blog ya sabes, escríbela en los comentarios.